Viernes, 20 de oct de 2017
Valledupar, Colombia.

Fadir Delgado Acosta

La mujer en el laberinto literario del Caribe. Historias de superaciones que buscan ser rescatadas y encuentros tormentosos con la palabra que merecen su espacio en las memorias.

En el ciclo de conferencias del Banco de la República dedicado a la mujer escritora, la poeta  Fadir Delgado propuso un recorrido por aquellas escritoras que marcaron desde muy temprano la narrativa colombiana con sus estilos y temáticas.

La cita sirvió para reivindicar que “ante la hoja en blanco todos somos iguales”. Pero también rescatar la idea sostenida por el escritor Juan Goytisolo de que hay algo hermafrodita en el acto creador. “Escribir es aceptar la ambivalencia, es ponerse en la piel de una mujer o de un hombre”, expresó Fadir Delgado. No existe una literatura propiamente femenina ni tampoco masculina.

Las mujeres de la costa Caribe hicieron grandes aportes en el ámbito literario y social. Gracias a ellas se hicieron visibles algunas temáticas ignoradas, también surgieron nuevas formas de contar y toparse con la realidad.

En las obras de Amira de la Rosa (1903-1974),por ejemplo, pueden apreciarse los paisajes de Barranquilla desde una óptica rural, más auténtica. “Nos pone en contacto con su época”, expresa Fadir Delgado antes de señalar Puerto Colombia y la decadencia de un muelle que tuvo una gran relevancia a principios del siglo XX.

En sus obras la autora barranquillera pone en evidencia temas como el deseo sexual y el incesto sin posicionarse abiertamente frente a ellos. Los aborda soltando la información poco a poco para que el lector se haga él mismo una idea.

Marvel Moreno (1939 – 1995) es otra mujer que marcó el Caribe colombiano a través de sus escritos. “Ella descarnó y desveló toda la podredumbre de cierto círculos de Barranquilla”, explicó la poeta Fadir Delgado.

Nacida en un círculo social pudiente y convencional, Marvel Moreno se dedicó a desenmascarar una sociedad desarticulada y arrojó luz sobre temas tan actuales como la anorexia, el lesbianismo, la violencia de género o el incesto. “Vio en la literatura una forma de hacer resistencia a ese mundo regido por hombres”.

Otra escritora destacable del litoral caribeño es Fanny Buitrago (1945). Ella pone de relieve en sus textos la naturaleza que caracteriza la región así como las costumbres y las miserias vividas por ciertos sectores sociales. “Fanny retrata la gente costera que se resiste al destierro. Las costumbres que se van perdiendo debido a los cambios sociales”, comenta la ponente.

 

PanoramaCultural.com.co  

Artículos relacionados

Encuentros: cuando la literatura debate la paz
Encuentros: cuando la literatura debate la paz
¿Cuánto estamos dispuesto a perdonar a aquel que no nos ha pedido perdón? “Para ser...
Ensayo sobre la ceguera
Ensayo sobre la ceguera
Tengo que admitirlo, lo odié de entrada, me pareció aburridor, lento, nadaísta. Y al...
Marcos Ana, un ejemplo de coherencia poética y personal
Marcos Ana, un ejemplo de coherencia poética y personal
La frase de la poeta Mar Martínez [1] que cierra la edición 2016 de la revista...
Kafka en la orilla y 1Q84 de Haruki Murakami
Kafka en la orilla y 1Q84 de Haruki Murakami
En el 2008, cuando me encontraba buscando novedades en una librería, tuve la fortuna...
Sobre los poetas y la poesía
Sobre los poetas y la poesía
Sobre los poetas y la poesia se han escrito muchas cosas bellas y lúcidas,...
.::La tiendecita original: patrimonio gastronómico de Barranquilla::.
.::La casa grande, adaptación libre del cuento de Álvaro Cepedio Samudio::.