Martes, 17 de oct de 2017
Valledupar, Colombia.

El juez Baltasar Garzón en Valledupar / Foto: Archivo PanoramaCultural.com.co

“Cuando nos enfrentamos a un fenómeno como el de un conflicto armado en donde la justicia tiene que tener una voz y un rol claramente establecido, tenemos que partir de esa base de que una justicia absoluta es imposible.”

Las palabras del juez Baltasar Garzón a su paso por la ciudad de Valledupar fueron claras y contundentes. El calor de la música vallenata y la acogida reservada a uno de los jueces más reconocidos del mundo no desviaron las atenciones del encuentro dedicado a la Paz en la capital del Cesar ni tampoco opacaron la realidad de una región especialmente afectada por la violencia armada.  

En un conflicto tan largo y terrible como el que ha conocido Colombia, resulta muy difícil que la justicia responda por todos los crímenes perpetrados. Sería engañoso creerlo. Sin embargo, el juez insistió en la necesidad de investigar las razones de la violencia, encontrar la verdad y, sobre todo, acudir también a otros mecanismos que los penales para establecer un verdadero Estado de Derecho.

“A pesar de que conozca los datos, yo me quedaba impactado por la afirmación de vuestro alcalde hoy cuando decía que un tercio de la población de Valledupar es población desplazada. Es tremendo si lo pensáis. Un tercio de los que estáis aquí habéis tenido que venir de fuera, movidos algunos por cuestiones económicas pero muchos precisamente por el conflicto, porque el Estado no ha sabido dar respuesta a un fenómeno que luchaba desde la ilegalidad frente a esa realidad injusta”.

Ante la complejidad del conflicto -y la responsabilidad compartida de tantos actores (como el Estado, las guerrillas y el paramilitarismo)-, el juez Garzón hizo una reflexión sobre el concepto de Justicia y la necesidad de darle un sentido integral. ¿Qué entendemos por Justicia? ¿Justicia es solo la justicia penal? ¿o también es la justicia social, la justicia civil, la recuperación de las tierras usurpadas y el trabajo que se tuvo que abandonar?

“Justicia es en definitiva paliar a toda esa situación global [de violencia y desigualdad] –manifestó el juez Baltasar Garzón–. No es solamente la justicia penal, no es sólo ir a la cárcel. Es que haya verdad, que esa verdad sea la base para una acción de la Justicia, y que esas injusticias con verdad se conviertan en elemento de reparación para las víctimas y para todos los ciudadanos. Y que, además,  ese conjunto de acciones nos garantice que nunca más va a suceder algo similar.

Durante el profundo ejercicio de reflexión abierto en la Escuela Vallenata de la Paz, el juez Baltasar Garzón no dudó en referirse a su experiencia personal como juez y su percepción de la Justicia para apoyar los argumentos enunciados anteriormente.

“No me gusta el sistema de justicia que normalmente existe en nuestros países. Hay una justicia que no es igual para todos. Hay una Justicia que es injusta en su misma formulación y en su misma aplicación. Esto es una realidad”, reconocía el juez.

Más adelante el Juez volvía a sincerarse. “El concepto de Justicia en mi caso ha ido evolucionando. Y de un planteamiento en el que sólo veía como única respuesta la cárcel y, además, en el máximo de los máximos. Me he ido dando cuenta que esta no es una realidad”.

 

PanoramaCultural.com.co 

Artículos relacionados

Reconocimientos y homenajes en el día de la Mujer
Reconocimientos y homenajes en el día de la Mujer
Quien dice 8 de marzo dice día de reflexión, día en el que la mujer celebra o afirma,...
La Guajira, una oda a la esperanza
La Guajira, una oda a la esperanza
  “Que La Guajira se formó de una caricia del sol y del pincel milagroso del...
Pékerman, el imprescindible
Pékerman, el imprescindible
Buenos Aires le pareció extraña después de tres años de ausencia. Tres largos y...
Vivencias y recuerdos en los 90 años del Banco de la República
Vivencias y recuerdos en los 90 años del Banco de la República
Noventa años no se celebran todos los días. En realidad, sólo se celebran una sola...
Natalia Gnecco: “El talento de nuestros colegas latinos es increíble"
Natalia Gnecco: “El talento de nuestros colegas latinos es increíble"
A finales del 2006 llegó a Montreal la periodista colombiana Natalia Gnecco, en esta...
.::La tiendecita original: patrimonio gastronómico de Barranquilla::.
.::La casa grande, adaptación libre del cuento de Álvaro Cepedio Samudio::.